Un estudio relaciona el bisfenol A de los envases con la obesidad en adolescentes

Un estudio de un equipo de investigadores de la NYU School of Medicine de Nueva York relaciona la obesidad en niños y adolescentes con el nivel de bisfenol A (BPA) en el organismo Este compuesto sintético, presente en envases de productos  de alimentación, ya había sido asociado anteriormente con enfermedades como la diabetes.

Un estudio de la NYU School of Medicine de Nueva York, publicado esta semana en la revista JAMA, indica que los adolescentes con altos niveles de bisfenol A (BPA) tienen mayor probabilidad de ser obesos.

El BPA es un componente de algunos plásticos y se utiliza en muchos envases de alimentos y bebidas. Trabajos anteriores ya habían asociado este compuesto con enfermedades como la diabetes.

Los autores han estudiado una muestra de unos 3.000 niños y adolescentes y relacionaron los niveles de BPA en la orina con la masa corporal. En los grupos con altas concentraciones de la sustancia la prevalencia de la obesidad era el doble que en los grupos con bajas concentraciones de BPA.

Según la investigación, realizada en Estados Unidos, “el 92,6% de los niños mayores de 6 años estudiados entre 2003 y 2004 tenían niveles detectables de BPA en la orina, y el 99% de este BPA provenía de la dieta”.

Estudios experimentales previos habían mostrado que la exposición a BPA afecta a algunos mecanismos metabólicos, sugiriendo que podría incrementar la masa corporal y contribuir a la obesidad, aunque no hayaron evidencias en este sentido.

Muestra representativa

Los científicos de la NYU School of Medicine aseguran que esta es “la primera vez que se asocia la exposición a un compuesto químico ambiental con la obesidad infantil en una muestra nacional representativa”.

La Agencia de Alimentos y Medicamentos (FDA) de Estados Unidos ya prohibió el BPA en la fabricación biberones y otros productos para bebés, pero el año pasado rechazó extender la prohibición de este compuesto en latas de aluminio y otros envases de alimentos.

Fuente: agenciasinc.es